WordPress: Trucos semanales

Realizar tareas de mantenimiento en la base de datos

Prueba ahora LinkedIn Learning sin cargo y sin compromiso.

Prueba gratis Mostrar modalidades de suscripción
WordPress como herramienta de gestión y creación se ha convertido por méritos propios es una completa solución de desarrollo de proyectos digitales que puedes adaptar a prácticamente todo tipo de necesidades. En esta serie semanal, dedicada por completo al desarrollo de proyectos digitales empleando WordPress, verás un amplio surtido de trucos, técnicas y plugins variados con los que podrás añadir nuevas posibilidades a todos nuestros proyectos orientados al mundo web. De esta forma conseguirás ahorrar tiempo y los esfuerzo necesarios para dar con ellos, aportándonos nuevos conocimientos de aplicación directa desde el primer momento.
06:38
  Añadir a marcadores

Transcripción

Creo que he dicho en alguna ocasión que una de las partes que más me gusta de crear un proyecto digital es la optimización de los recursos: que la página cargue rápido, las imágenes pesen poco, un buen "responsive", etc. Eso podría decirse que sería la parte más visible de la optimización, porque vamos a notar un impacto directo en términos de rendimiento y de usabilidad. Pero creo que no deberíamos dejar de lado otras tareas rutinarias de optimización que quizá no tengan tanto impacto y sean, por así decirlo, de esas que pasan desapercibidas. Por ejemplo, optimización de base de datos y opciones de configuración. Si sabemos que la base de datos es parte principal del sistema vital de WordPress, convendría hacerle un pequeño chequeo de manera periódica. En el vídeo de hoy, veremos algunas de las opciones que tenemos al alcance de nuestras manos para poder llevar a cabo estas tareas de mantenimiento sin temor a tocar algo que no debamos y que eche al traste nuestro proyecto. Vamos con ello. Vamos a ver cómo podríamos realizar algunas tareas de optimización dentro del entorno de administración de WordPress. Hay determinados elementos como, por ejemplo, la base de datos, que quizá pueden darnos un poco de miedo así "a priori", sobre todo si no sabemos muy bien qué es lo que estamos haciendo. Lo mejor es delegar estas tareas de mantenimiento en algunos "plugins" existentes a día de hoy que nos van a facilitar muchísimo la tarea de realizar estas opciones de mantenimiento. El que yo suelo utilizar es Wp-Optimize, que además tiene bastante buena acogida entre la comunidad de usuarios de WordPress. Actualmente, bueno, pues, hay más de medio millón de instalaciones activas y la valoración es muy, muy, muy positiva. Si nos fijamos y hemos accedido a la pantalla de detalle de este "plugin", tenemos un montón de opciones disponibles para poder optimizarlo. Además se encuentra traducido a unos cuantos idiomas diferentes. ¿Cómo podemos empezar a utilizarlo? Pues como haríamos con cualquier otro "plugin". Vamos a dirigirnos al panel de administración, vamos a hacer clic en Añadir nuevo y vamos a buscarlo. Sabiendo que se llama WP-Optimize, vamos a poner "optimize" a ver si nos sale de los primeros resultados. Debería salirnos de los primeros resultados, de hecho. Y si no lo encontramos, bueno, pues, ponemos el nombre completo y así evitamos buscar entre muchos elementos diferentes dentro de los resultados de búsqueda. Aquí lo tenemos. Vamos a instalarlo. Hacemos clic en el botón correspondiente y simplemente esperamos a que se descarguen y se instalen todos los ficheros necesarios. Realmente, este "plugin" nos va a permitir hacer optimizaciones casi a golpe de clic, no vamos a tener que preocuparnos realmente. Yo siempre, siempre, siempre recomiendo que hagamos una copia de seguridad de la base de datos, no antes de utilizar este "plugin" sino que la hagamos de manera periódica para poder evitar problemas, no solo a la hora de realizar este tipo de optimizaciones sino con cualquier otra cosa. A la hora de realizar una actualización de un "plugin" en concreto, bueno, pues, puede que algo se rompa, por así decirlo, y es mejor prevenir. Vamos a acercarnos a las opciones que tenemos nuevas dentro del panel de administración. En este caso, tengo aquí el nuevo icono de WP-Optimize, haría clic en el mismo y voy a tener una completa pantalla de administración. No nos asustemos, la parte derecha con tantos colores son "banners" de publicidad. Tenemos que centrarnos sobre todo en la parte izquierda donde podemos ver las acciones y las opciones de limpieza que tenemos disponibles. Por ejemplo, ¿qué nos permite este "plugin"? Bueno, pues, podemos limpiar todas las revisiones que tengamos de publicaciones, limpiar borradores y las publicaciones que haya en la papelera, automáticamente eliminar el "spam", eliminar los comentarios que estén sin aprobar. Y estas marcadas en rojo, bueno, son otras opciones que también podemos hacer, pero que, bueno, el "plugin" considera que son un poquito más peliagudas y tenemos que revisar bien si nosotros queremos hacerlas o no. Aquí, al hacer clic sobre ellas, nos indica mediante un pequeño mensaje qué es lo que ocurre o con qué está relacionada esa opción en concreto. Podemos desmarcarla sin ningún tipo de problema y nos volvería a aparecer el mensaje. Aquí abajo nos fijamos que incluso nos indica el propio "plugin" que tengamos cuidado con las opciones que están marcadas en rojo. Podemos seguir pasando por el resto de opciones que tenemos. En este caso, si hacemos clic en Tablas, bueno, pues, vamos a ver la base de datos con la que estamos trabajando actualmente y la cantidad de tablas que hubiese creada. No tiene por qué coincidir en cada proyecto, evidentemente todo dependerá de los "plugins", de las funcionalidades que hayamos añadido. Lo importante es que al final del todo nos indica cuánto podríamos ahorrar en lo que viene siendo tamaño de nuestra base de datos. Tenemos otros elementos de configuración, también otros elementos de información. Yo recomiendo que si queremos probar este "plugin", le dediquemos un par de minutos a ver todas y cada una de las opciones que incluye. Yo, como ya lo he probado en alguna ocasión, bueno, pues, vamos a dejarlo por defecto. Vamos a hacer clic en Procesar y además vamos a dejar marcada también la opción de Optimizar las tablas de la base de datos, que es lo que nos está ocupando realmente en este vídeo. ¿Cómo podemos optimizar algo tan complejo "a priori" como las tablas de nuestra base de datos? Bueno, pues simplemente con este "plugin" dejado marcada esta opción y hacemos clic en Procesar. Vamos a hacer clic en Aceptar y solo tendríamos que ya esperar a que se completasen los procesos de optimización y de limpieza, tanto a nivel de las tablas de la base de datos como todas las que tuviésemos marcadas y que en este caso, bueno, pues, hemos dejado las que venían por defecto. Una vez haya concluido, volveremos a la pantalla de inicio de WP-Optimize y nos indicará qué es lo que se ha realizado. El proceso de optimización puede tardar bastante, todo dependerá de los contenidos que tengamos dentro de la papelera, de la cantidad de revisiones, de cómo esté de optimizada la base de datos o de cuánto pese actualmente, por lo que tampoco te preocupes si ves que el proceso puede llegar a durar incluso más de un minuto sin ningún tipo de problema. No te asustes. Eso sí, siempre ten a mano una copia de seguridad de tus contenidos por si acaso.