Formación de portavoces

La imagen del portavoz

¡Prueba gratis durante 10 días

nuestros 1240 cursos !

Prueba gratis Mostrar modalidades de suscripción
La premisa es que la imagen del portavoz o la portavoz debe ser acorde a la imagen que se quiere transmitir y debe hacerse de una manera consciente y meditada, pensando que la atención de la audiencia debe recaer en lo que decimos y no en nuestro aspecto.

Transcripción

La imagen que transmite el portavoz es fundamental, porque antes incluso de que empiece a hablar la audiencia va a formarse una idea de él y, por tanto, sobre la empresa o entidad a la que representa. Por eso, la clave es que la imagen del portavoz sea acorde a la imagen que quiere transmitir la compañía. Por ejemplo, si una empresa se basa en que es seria, formal y con una gran historia a sus espaldas es difícil que esos valores sean creíbles si el portavoz aparece vestido en camiseta, deportivas y unos vaqueros gastados. Por el contrario, una "startup" innovadora y disruptiva, palabra muy de moda en el ecosistema emprendedor, no concuerda muy bien con un portavoz con traje clásico de americana cruzada y botones dorados o que lleve una corbata con alfiler y gemelos. No se trata de disfrazarse sino de adaptar nuestra imagen a la situación. Igual que no asistimos a una boda de la misma manera que salimos a pasar un día en el campo. También hay casos de particular importancia. Por ejemplo, si se trata del portavoz de una ONG que recauda fondos para los desfavorecidos, el portavoz no puede salir luciendo un Rolex o joyas porque pierde toda su credibilidad. O si en un caso de crisis el portavoz va a comunicar noticias negativas, como pérdida de vidas en un accidente, hay que cuidar la imagen especialmente. Por tanto, insisto, la premisa es que la imagen del portavoz o la portavoz debe ser acorde a la imagen que se quiere transmitir y debe hacerse de una manera consciente y meditada. Y como norma general, si no hay algún condicionante que haga recomendable actuar de otra manera, el portavoz debe ser discreto en su manera de vestir y su aspecto físico. Lo importante deben ser los mensajes que comunique, y los elementos que puedan distraer la atención de su audiencia le perjudican. Si después de lograr una entrevista en un medio relevante el publico lo que retiene es que llevaba una corbata estridente o lo mal peinado que iba, en cierto modo, habrá sido un fracaso de intervención. Por tanto, ante la duda, discreción en el vestir y en los complementos. Y, fundamental, transmitir una imagen cuidada y limpia. Me refiero con pelo limpio y peinado, bien afeitado o barba repasada, uñas cuidadas, maquillaje sencillo, etc. Haré un inciso sobre un tema importante: el sudor. Aunque uno vaya recién duchado y limpio, los nervios y el calor de los focos cuando nos graban pueden jugarnos una mala pasada. Los hombres normalmente irán con americana y no tendrán problema, pero las mujeres pueden tenerlo. Lo mejor para disimular las incómodas manchas de sudor son los estampados, el color negro o blanco o en su defecto tonos muy suaves. Llevar una camisa o blusa azul es muy osado, si no se está seguro de que no se sufrirá este problema. ¿Qué recomiendo para los hombres? En principio, un traje a juego de americana y pantalón oscuro, con una camisa conjuntada con la corbata, pero de color discreto. Zapatos de vestir oscuro, mejor negros, con calcetines negros. En el caso de las mujeres hay más posibilidades, pero si se elige falda que no sea muy corta para no tener una situación incómoda, y tener un escote discreto. De nuevo, insisto, la discreción es lo más recomendable para un portavoz. Mejor evitar colores chillones. El verde queda prohibido si vamos a tener un croma detrás, y las rayas y muchos estampados quedan mal en televisión. Así que lo más conveniente es prescindir de lo que nos pueda dar problemas ante la cámara.

Formación de portavoces

Aprende todo lo que necesitas para colaborar con los medios de comunicación, por ejemplo cómo preparar una entrevista, una rueda de prensa o cualquier comunicación pública.

1:10 horas (26 Videos)
Actualmente no hay comentarios.
 
Fecha de publicación:7/04/2017

Este curso video2brain está disponible como descarga y para ser visualizado online. ¡Pero no hace falta que decidas entre las dos opciones! Al comprar el curso, disfrutarás de ambas posibilidades.

La descarga te permite ver las lecciones sin estar conectado/a a internet y supone una navegación fácil y ágil entre capítulo y capítulo. Si vas a trabajar en diferentes ordenadores o si no quieres descargarte el curso completo, entra en la web con tus datos de acceso y disfruta directamente de tus vídeos online. Te deseamos que disfrutes de este curso y te resulte de mucha utilidad.

Estamos a tu disposición si tienes cualquier tipo de duda o pregunta.