Mejora tu concentración

Gestión de tiempo y gestión de concentración

Prueba ahora LinkedIn Learning sin cargo y sin compromiso.

Prueba gratis Mostrar modalidades de suscripción
Para poder hacer una buena gestión de la concentración es necesario hacer una buena gestión de tiempo, realista, adaptada al trabajo que estamos haciendo y que nos permita asignar el suficiente tiempo para cada tarea con cierto nivel de concentración, adecuado para el trabajo que vamos a realizar.
02:56

Transcripción

Para gestionar nuestra concentración debemos gestionar primero nuestro tiempo y darle estructura. Saber cuál es tu objetivo, incluso cuando este es parcial, ayuda mucho a la hora de empezar una tarea y utilizar nuestra concentración en la misma para terminarla. A este tiempo debemos darle una estructura asignando las tareas en función de la variable "cansancio", que tiende a infinito conforme avanza el día y que afecta notablemente a nuestra concentración. Podemos clasificar, burda pero efectivamente, nuestras tareas en tres tipos: las creativas o de tipo uno, que requieren de una perfecta conjunción de espíritu y precisión en el trabajo. Escribir un libro es una tarea creativa, por ejemplo. Diseñar un logo, escribir un informe son también tareas creativas. Las administrativas o de tipo dos, que implican una transformación de la información basada en parámetros establecidos. Responder un correo electrónico que incluye una consulta, hacer gestiones electrónicas, organizar archivos o estructurar un proyecto son ejemplos de tareas administrativas. Las automáticas o de tipo tres, que solo requieren un control del resultado final pero que no implican la toma de grandes decisiones en el proceso. Por ejemplo, responder correos electrónicos que implican decisiones sencillas como sí o no, correos electrónicos de cortesía, tareas que se realizan de forma automática gracias al entrenamiento adquirido. Cuando afrontamos el día a día, tenemos una serie de horas que son más favorables para la realización de unas tareas que otras, basándonos en el nivel de cansancio adquirido por el trabajo y el resto de circunstancias que rodean nuestra vida. Además, hay tareas que por la interacción con terceros no pueden ser retrasadas, independientemente del tipo que sea. Aún así, dar una estructura de tareas a nuestro tiempo es esencial siempre que el entorno nos facilite organizarlas a nuestra manera y el horario de nuestro trabajo nos permita cierto nivel de estructura. Una estructura que nos permita un buen nivel de concentración para ser productivo implica crear bloques de tareas y evitar las interrupciones o las microinterrupciones autoimpuestas, como mirar cada 15 minutos el correo o mirar Twitter, e incluso menos. De hecho, la inercia es un concepto clave en la concentración. Imagina una piedra rodando por una pendiente. Es nuestro trabajo. Y conforme la piedra va recorriendo más distancia va alcanzando más velocidad. Es decir, somos más productivos porque estamos más concentrados. Cada vez que hacemos una parada, aunque sea mínima, como mirar el correo electrónico, estamos ralentizando la velocidad de la piedra. Cuanto más larga es la interrupción, más ralentizamos la piedra. Y si la llegamos a parar porque llevamos media hora leyendo noticias o mirando Facebook, ponernos en marcha de nuevo no solo cuesta un gran esfuerzo, sino que además deberemos ponernos al día de por dónde íbamos, lo que supone una situación que acumula frustración por nuestra falta de efectividad.

Mejora tu concentración

Aprende a mejorar tu concentración al momento de trabajar y cómo enfrentarte a las interrupciones gestionando tanto tu entorno digital como físico para limitar notificaciones.

50 min (16 Videos)
Actualmente no hay comentarios.
 
Fecha de publicación:9/08/2017

Este curso video2brain está disponible como descarga y para ser visualizado online. ¡Pero no hace falta que decidas entre las dos opciones! Al comprar el curso, disfrutarás de ambas posibilidades.

La descarga te permite ver las lecciones sin estar conectado/a a internet y supone una navegación fácil y ágil entre capítulo y capítulo. Si vas a trabajar en diferentes ordenadores o si no quieres descargarte el curso completo, entra en la web con tus datos de acceso y disfruta directamente de tus vídeos online. Te deseamos que disfrutes de este curso y te resulte de mucha utilidad.

Estamos a tu disposición si tienes cualquier tipo de duda o pregunta.