Lightroom Classic CC: Trucos semanales

Eliminar con Lightroom las rojeces en la piel

Prueba ahora LinkedIn Learning sin cargo y sin compromiso.

Prueba gratis Mostrar modalidades de suscripción
Con esta serie semanal aprenderás pequeños trucos que mejoren tu flujo de trabajo diario. El objetivo del curso es facilitar el día a día mediante soluciones creativas o formas novedosas de trabajar con Lightroom Classic CC. Dispondrás de distíntas técnicas y consejos que te ayudarán con el trabajo a la hora de la clasificación y organización de archivos, veremos algunos trucos y atajos para cuando llegue el turno de editar nuestras fotografías en el módulo revelado y tambien mejoraremos con algunos comandos la creación de libros, proyecciones y páginas web.
05:18
  Añadir a marcadores

Transcripción

En el vídeo de esta semana, vamos a ver cómo tratar de mitigar esas rojeces que aparecen en nuestra piel. Cuando realizamos un retrato, puede que, en algunas zonas, nuestra piel aparezca más roja. Vamos a tratar de mitigar ese efecto con este sencillo truco. Vamos a ver cómo eliminar esas pequeñas rojeces que solemos tener en algunas zonas de la piel. Cuando realizamos un retrato, puede haber determinadas zonas de nuestra piel que sean un poquito más rojas. Para hacer un poco el igualado de esas zonas en una fotografía, vamos a irnos al módulo Revelado y vamos a hacer un tratamiento por zonas. Vamos a activar un pincel de ajuste; vamos a hacer doble clic en Efecto para reiniciar todo el panel y que todos los ajustes estén a cero; y vamos a dibujar la máscara. Primero, vamos a hacer una máscara pintando. Vamos a presionar la tecla O para activar la máscara: queremos verla. Y vamos a ir pintando esas zonas que están un poco más rojas en nuestro retrato. Vamos a ir por aquí, también... Aquí ya podemos... Estoy haciendo una máscara un poco tosca, pero podemos ir ajustando la cantidad de flujo, la cantidad de densidad del pincel y demás. Nosotros ahora lo vamos a hacer así: un poquito rápido. Una vez tenemos la máscara aplicada, vamos a eliminar la previsualización de la máscara --esta vez lo vamos a hacer haciendo clic aquí--. Y ahora vamos a aplicar una compensación para esa rojez de piel. De entrada, lo que vamos a hacer va a ser desaturar un poquito esa zona. Vamos a desaturarla. Lógicamente, si me paso, empezará a verse en blanco y negro. Solo quiero desaturarla para quitarle ese tono rojizo que tiene. Simplemente un poquito, tampoco demasiado. Ahora lo que voy a hacer va a ser compensar ese rojo que hay de base con un poquito de verde. Para ello, voy a utilizar la parte de matiz del efecto de balance de blancos. Y ahora quiero igualar un poquito el tono de la piel. Para eso voy a añadir un pelín de amarillo, pero muy poquito: solo un pelín. Muy bien. Una cosa así. Ahora vamos a ver un antes y un después mediante la tecla Y. Si nos fijamos, ha sido muy sencillo y simplemente hemos bajado el nivel de rojeces que teníamos en nuestra fotografía. Si lo que queremos es ir ajustando el efecto, pues con la selección de la máscara, lo único que tengo que hacer es, pues, o ir desaturando un poco más o ir subiendo un poco más el amarillo o ir metiendo un poquito más de verde. De esa forma, con este efecto hemos hecho que se igualen un poquito más las zonas de piel. Bien, lógicamente, esto es un pequeño truco para igualar zonas de piel, pero lo podemos hacer de una forma muchísimo más rápido. Vamos a salir del modo de previsualización. Vamos a seleccionar una fotografía. Esta fotografía, vemos estas manos que están, de tanto trabajo, enrojecidas. No queremos este efecto, lógicamente, vamos a hacer doble clic en el efecto. Bueno, pues, simplemente vamos a pintar sobre esta zona que es sobre la que yo voy a trabajar --sobre la zona que tiene esas rojeces--. Vamos a hacer una máscara. Ya veis que muy bruta, directamente al 100% del efecto. Y una vez aplicada esta máscara, directamente me voy a ir a la parte inferior donde está la máscara de rango. Voy a activar la máscara de color. Voy a seleccionar el cuentagotas. Y con el cuentagotas presionando la tecla mayúsculas, voy a poder ir añadiendo hasta 5 puntos de tono para hacer esa corrección. Yo voy a empezar, primero, por los puntos más rojizos. Voy a marcar primero este punto de aquí, que es donde está más rojo. Y voy a ir haciendo, buscando los degradados. Si os fijáis, la máscara ya se está aplicando única y exclusivamente a la zona de sus manos. Yo he pintado una máscara mucho más bruta, pero se está aplicando única y exclusivamente a la zona de sus manos. Tenemos hasta 5 elementos que podemos ir añadiendo; hasta 5 punteros que podemos ir sumando en un momento determinado, diciéndole al programa que tome estas 5 muestras de color y que aplique, sobre esos tonos, la máscara. Bien, una vez hecho esto, ya tengo la máscara de color hecha. Ahora puedo efectuar un calado sobre la misma. Puedo decidir que aumente el rango, con lo cual contaminaré los bordes. O puedo decidir que ciñe al rango, con lo cual incluso puedo llegar a crear algún artefacto de color en la corrección, con lo cual está bien mantener allí una cantidad intermedia de aplicación de esta máscara. Y una vez hecho esto --vamos a salir de la superposición--, ya tenemos la opción de crear nuestra máscara de corrección de rojeces. Vamos a desaturar un poquito por aquí. Vamos a añadirle verde a la escena, a esa parte que queremos nosotros corregir. Y vamos a añadirle también un poquitín de amarillo mediante la temperatura de color. Y, automáticamente, habremos corregido en gran medida todo ese defecto de rojeces que antes tenía nuestra fotografía. Como vemos, es muy sencillo, incluso aplicar este tipo de ajuste mediante la máscara de rango de color.