Gestión financiera: Endeudamiento

El concepto de apalancamiento financiero

Prueba ahora LinkedIn Learning sin cargo y sin compromiso.

Prueba gratis Mostrar modalidades de suscripción
Conoceremos en este vídeo el concepto de apalancamiento en una empresa, sus características y sus efectos en la economía de nuestra empresa.
04:26

Transcripción

"Dadme un punto de apoyo y moveré el mundo" es la universalmente conocida frase de Arquímedes para indicar que la palanca es capaz de multiplicar la fuerza. En física, apalancamiento significa apoyarse en algo para lograr que un pequeño esfuerzo en una dirección se traduzca en un incremento más que proporcional de los resultados. Trasladado a economía, el denominado 'efecto palanca' mide las consecuencias que las variaciones de ciertos costes fijos provocan sobre las variaciones en el resultado empresarial. En función del tipo de coste cuyo efecto se quiere medir, se diferencia entre dos tipos de apalancamiento: el operativo y el financiero, según se analice el efecto de los costes fijos operativos, en el primer caso, o el endeudamiento, en el segundo, respecto del resultado empresarial. En este caso, y puesto que el curso versa sobre el endeudamiento, el apalancamiento que nos atañe es el financiero, que es el efecto que introduce el endeudamiento sobre la rentabilidad de los fondos o capitales propios. Consiste en la utilización de la deuda externa para aumentar la rentabilidad esperada del capital propio. Es un multiplicador de rentabilidad. Pero, claro, la condición necesaria para que se produzca el apalancamiento amplificador es que la rentabilidad de las inversiones sea mayor que el tipo de interés de las deudas. Dicho de otra manera, que el beneficio que obtengamos sea superior a los intereses que pagamos por el dinero. ¿Cómo se calcula? Es el cociente entre el resultado antes de intereses e impuestos, y el resultado después de intereses e impuestos. Pero esto solo nos dice el grado de apalancamiento que tiene la empresa, no nos indica si es adecuado o no es adecuado. Imaginamos pues que tenemos invertidos 100 000 euros en acciones con una rentabilidad del 25 %. Al cabo de un año, habremos ganado 25 000 euros. ¿Qué pasa si pedimos prestados 400 000 euros a un tipo de interés del 5 % anual? Estamos invirtiendo 500 000 euros: 100 000 euros nuestros más 400 000 euros que nos ha prestado el banco. Al cabo de un año, las acciones valen un 25 % más, es decir, hemos obtenido un beneficio de 125 000 euros. ¿Cuál ha sido el coste? El de los intereses: 400 000 por el 5 %, 20 000. Por tanto, hemos ganado 105 000 euros netos. Un poco menos, porque hay que pagar intereses. Pero en realidad nuestro capital inicial siguen siendo 100 000 euros, y gracias al endeudamiento hemos ganado 105 000 euros; es decir, un 105 %. La rentabilidad se ha multiplicado. De eso se trata: el apalancamiento positivo nos multiplica el beneficio. Pero cuidado: si la rentabilidad, en lugar del 25 %, pasa a ser del 5 % negativa, es decir, se devalúan las acciones –algo no extraño, precisamente– en el caso de que no haya endeudamiento, perderemos 5 000 euros. En lugar de 100 000, tendremos 95 000. En el caso de tener endeudamiento, habremos perdido 25 000 euros. Pero, además, tenemos que pagar los 20 000 euros de los intereses. Perderemos por tanto 45 000 euros. Es decir, que el efecto multiplicador vale tanto para aumentar el beneficio como para aumentar las pérdidas. Por tanto, cuidado con el endeudamiento. En caso de pérdidas, no solo perdemos todo. Es más grave, porque nos quedamos endeudados con el banco, al que no podríamos devolverle el dinero. Moraleja: si el rendimiento de la inversión supera el coste financiero, conviene financiarse mediante deuda. Cuando el coste financiero supera el rendimiento de la inversión, no resulta conveniente la financiación mediante deuda. Pero siempre con prudencia.

Gestión financiera: Endeudamiento

Descubre cómo calcular los distintos tipos de endeudamiento y cuáles son los idóneos para conseguir fondos, ya que para una empresa decir endeudamiento es decir financiación.

1:09 horas (19 Videos)
Actualmente no hay comentarios.
Fecha de publicación:11/05/2016

Este curso video2brain está disponible como descarga y para ser visualizado online. ¡Pero no hace falta que decidas entre las dos opciones! Al comprar el curso, disfrutarás de ambas posibilidades.

La descarga te permite ver las lecciones sin estar conectado/a a internet y supone una navegación fácil y ágil entre capítulo y capítulo. Si vas a trabajar en diferentes ordenadores o si no quieres descargarte el curso completo, entra en la web con tus datos de acceso y disfruta directamente de tus vídeos online. Te deseamos que disfrutes de este curso y te resulte de mucha utilidad.

Estamos a tu disposición si tienes cualquier tipo de duda o pregunta.