Apple Remote Desktop esencial

Buenas prácticas de administración remota

Prueba ahora LinkedIn Learning sin cargo y sin compromiso.

Prueba gratis Mostrar modalidades de suscripción
Un administrador de IT debe observar una serie de buenas prácticas tanto al respecto de los ordenadores, que son parte de una empresa o una institución, como con los usuarios, ya que no debe interrumpir su trabajo en beneficio propio.
03:25

Transcripción

Ahora que ya sabemos lo que es la administración remota vamos a dar unas pinceladas sobre lo que son las buenas prácticas de administración remota. Es decir, un buen administrador remoto como debe enfrentar el acceso a los diferentes ordenadores o diferentes dispositivos. Para empezar, el usuario va primero, eso quiere decir, que un administrador remoto o un administrador en general, no debe interrumpir la tarea o el trabajo del usuario si no es imprescindible por culpa de una incidencia o de un problema. Así que, si el usuario está trabajando y nosotros tenemos planificado actualizar el equipo, tenemos que esperar a que deje su estación de trabajo para poder realizar esas actualizaciones. Precisamente por eso esto no implica una administración instantánea. Es decir, no podemos desplazar al usuario para acceder a una administración de un dispositivo sobre todo cuando ese usuario está trabajando y la intervención que vamos a hacer de cualquier tipo, no implica que vamos a solucionar un problema específico de ese ordenador. Más cosas, la administración remota es parte de un servicio. Esto quiere decir que, administración remota no es solo por sí misma un servicio que se da, sino, es parte de un servicio que es el servicio de Help Desk. El servicio está diseñado para la empresa y no para el usuario y qué quiero decir con esto. Que este servicio está pensado para administrar remotamente los ordenadores y ofrecer una base de trabajo sencilla y cómoda, en la que solo hay una serie de aplicaciones sancionadas por la empresa y una serie de usos sancionados por la empresa. La administración remota permite realizar este tipo de tareas, ya sea a través del uso de perfiles con OSx Server o configurando los ordenadores a través de este formato de trabajo y el usuario se deberá atener a las normas o especificaciones que el servicio de Help Desk, el servicio de ayuda y el servicio de gestión de dispositivos define para cada ordenador. Por lo tanto, el usuario y el administrador están atados por un SLA a un Service Level Agreement. Eso quiere decir, que el usuario tiene que tener muy claro qué es lo que puede hacer o no puede hacer con su ordenador y el administrador remoto, ya sea a través de OSx Server o a través de Apple Remote Desktop. Tiene que tener muy claro cuáles son las políticas de acceso a los ordenadores, etcétera, etcétera. Hay un documento que se genera precisamente para que el servicio de Help Desk pueda mantener unas buenas prácticas de administración. Por último, la administración remota no es un Help Desk de la misma forma que el échame una mano con la contraseña no funciona como help desk. Realmente hay que, en una empresa donde hay un sistema de ayuda y administración remota y de gestión de dispositivos. Lo que ocurre es que tenemos que elevar un ticket, solicitar una intervención y entonces, Lo que ocurre es que de forma remota el administrador en lugar de desplazarse, por ejemplo a cuatro aulas más allá o incluso a otro edificio más allá que están unidos bajo una misma red. Pues, el administrador actua e interviene desde su puesto de trabajo eliminando todos esos paseos. Estos son algunos puntos, algunas pinceladas de las buenas prácticas de administración remota. Recuerda que es muy importante parte de un servicio y no es el servicio en sí.

Apple Remote Desktop esencial

Aprende a manejar Apple Remote Desktop, un software especializado en la gestión remota de ordenadores a través, incluso, de diferentes tipos de redes, locales o remotas.

1:01 horas (24 Videos)
Actualmente no hay comentarios.
 
Fecha de publicación:20/10/2016

Este curso video2brain está disponible como descarga y para ser visualizado online. ¡Pero no hace falta que decidas entre las dos opciones! Al comprar el curso, disfrutarás de ambas posibilidades.

La descarga te permite ver las lecciones sin estar conectado/a a internet y supone una navegación fácil y ágil entre capítulo y capítulo. Si vas a trabajar en diferentes ordenadores o si no quieres descargarte el curso completo, entra en la web con tus datos de acceso y disfruta directamente de tus vídeos online. Te deseamos que disfrutes de este curso y te resulte de mucha utilidad.

Estamos a tu disposición si tienes cualquier tipo de duda o pregunta.